3 noviembre 2016 | Contabilidad y administración

Decisiones directivas en la empresa

Como consecuencia de las decisiones directivas en la empresa solamente el 6% de las PYMES invierte en planeación estratégica.

Decisiones directivas en la empresa

Las necesidades de información requeridas dentro de la organización varían de acuerdo al nivel dentro de la estructura organizacional.

Las decisiones de los ejecutivos o directores son menos estructuradas donde no existen situaciones repetitivas y por ende no pueden aplicarse recetas únicas de solución; por el contrario deben establecerse criterios de evaluación y puntos de vistas para cada situación donde muchos de los datos deben provenir de fuentes externas y subjetivas en entornos con riesgos e incertidumbre.

Debido a que es imposible determinar y controlar todas las variables o factores que inciden en una situación es que se busca a través de modelos representar la realidad para su análisis en él se espera que las decisiones tomadas sean decisiones satisfactorias y no óptimas dentro del contexto de racionalidad de quiénes deben tomar decisiones.

Las decisiones que los ejecutivos efectúen se desplegarán en todos los niveles de la organización traducidas en objetivos y acciones más específicas y concretas en cada nivel hacia abajo. La información requerida en estas decisiones representan el punto de partida para llevar a cabo acciones que finalmente afectarán el desempeño de la organización.

El objetivo general del desempeño de toda organización es el de Crear Valor Económico, y es por lo tanto el objetivo último global que debe lograr para todas las decisiones directivas.

Las malas decisiones destruyen valor y es más notorio es organizaciones pequeñas que cuentan con menos capacidades para soportar un perdida en el valor económico. Los buenos negocios que crean valor son el resultado de buenas decisiones y el uso eficiente y efectivo de los recursos y capacidades.

Debido al vertiginoso entorno globalizado con clientes más exigentes y mayores competencias, las buenas decisiones no pueden asegurar buenos resultados a futuro, pero son una protección posible contra los malos resultados.

Las Decisiones Directivas pueden ser clasificadas, desde el punto de vista de la gestión, en dos tipos:

  • Decisiones de Planificación
  • Decisiones de Control de Gestión

Esto se debe a que un director o ejecutivo desempeña mayoritariamente decisiones en cuanto a la planificación (¿Qué se va hacer?) y un poco menos en el control dentro del proceso administrativo (¿Se está haciendo lo previsto?).

Las funciones de planificación y control están estrechamente ligadas en la actualidad debido al carácter cíclico del proceso, dinámico del entorno y adaptativo de la organización.

Fases de las tomas de decisiones directivas en la empresa

"Los ejecutivos eficaces saben que la toma de decisiones tiene su propio proceso sistemico y sus propios elementos claramente definidos". Peter Drucker
  1. Establecer un contexto para el éxito
  2. Evaluar la situación y elegir un curso de acción
  3. Comunicar e implementar la decisión

El ERP como herramienta para mejorar la toma de decisiones empresariales

La necesidad de herramientas para facilitar la toma de decisiones es el principal motor para la introducción de nuevos sistemas de software como para el rediseño de sistemas existentes en las empresas. Y con razón, ya que la situación económica actual no deja margen para la incertidumbre.

Es esencial para todas las empresas, independientemente de su tamaño, dotarse de instrumentos eficaces de gestión empresarial.

Un sistema de apoyo de decisiones integrado en un ERP permite a las empresas aprovecharse de una manera intuitiva de la riqueza de sus datos de gestión.

Las consultas y resultados instantáneos, en tiempo real, optimizarán la capacidad de respuesta. Las funciones predictivas de análisis ayudan a anticipar las tendencias futuras y afinar planes de acción.

Así como que todo el personal, en cualquier área de negocio, pueda tomar decisiones bien fundamentadas, basadas en indicadores fiables y adaptadas a las necesidades de su actividad (cambios en ingresos y gastos, clasificaciones de clientes, rotación de inventarios, etc.)

Todo el personal está involucrado ya que todos contribuyen al rendimiento del negocio, de forma individual o colectiva.

Un usuario operativo o un ejecutivo será más eficaz si fácil acceso de manera sencilla a información fiable: indicadores relevantes, análisis de la actividad y una visión transversal sobre la trazabilidad de las operaciones.

Sin embargo, hacer un juicio sobre la relevancia de una solución requiere una evaluación en profundidad. Un paquete de ERP integrando estas funciones sólo beneficiará a una empresa si el proveedor del software ha desarrollado y entregado con éxito todos los componentes necesarios para una implementación rápida y fácil.

La instalación y la adopción pueden ser “coser y cantar” en términos técnicos, pero un buen soporte y el factor humano siguen siendo aspectos cruciales.

El uso de un ERP dentro de nuestra empresa nos proporciona un funcionamiento más eficientes y competitivo,consiguiendo que produzcamos más y mejor, así como una mejor visión y control de nuestro negocio.

Etiquetas: ,

Conoce a nuestros colaboradores